NOTICIAS

Denuncian Organizaciones Ambientales Negligencia de la PROFEPA

28 Marzo 2011

La Paz, BCS. La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) ha sido negligente al no clausurar el mega desarrollo Paraíso del Mar en la ensenada de La Paz, Baja California Sur, pues sigue operando sin autorización en materia de impacto ambiental y en afectación al hábitat de especies protegidas como el tiburón ballena y el delfín tursión, denunciaron las organizaciones Asociación de Investigación y Conservación de Mamíferos Marinos y su Hábitat (AICMMARH), Centro Mexicano de Derecho Ambiental (Cemda), Conciencia México, Guardianes del Agua y Greenpeace México

Con la complacencia de la Profepa, Paraíso del Mar comenzó en días pasados la construcción y operación de una marina para 500 posiciones en la ensenada de La Paz, la cual es un hábitat crítico para poblaciones residentes de delfín tursión y tiburón ballena, ambas especies en riesgo.

“Cada año en la Bahía de la Paz se agregan tiburones ballena juveniles para alimentarse, siendo esta zona área de crianza secundaria. La investigación ha mostrado que existe una fidelidad al área lo cual resalta la importancia de este hábitat para esta especie amenazada (NON-059-SEMARNAT-2001) y que  hasta el 67% de los tiburones han sido dañados por embarcaciones. Es imprescindible que se consideren los impactos negativos en la modificación del manglar del Mogote siendo el aporte principal de nutrientes de la zona  donde se alimenta esta especie amenazada.  Así como el aumento del tráfico de embarcaciones debido a la colocación de Marinas en la zona, dado los impactos negativos causados a los tiburones por golpes y propelazos de embarcaciones” señalo la Maestra en Ciencias Dení Ramírez, Directora del proyecto Tiburón Ballena México de ConCiencia México.

“Los delfines costeros conocidos como tursiones, una especie protegida, utilizan la ensenada de La Paz para alimentarse, reproducirse, descansar, proteger a sus crías. Los podemos ver todo el año, hay hembras que han arribado a esta región por más de 11 años y que han tenido varias crías. Por ello nos  preocupa que se construya la marina dentro de este hábitat frágil. Esto es especialmente crítico ya que provocará la pérdida de la única laguna de crianza, para la parte más vulnerable de la población como son las madres con crías, animales sensibles al ruido por dragado de marinas y al tráfico de embarcaciones”, apuntó la  Doctora en Ciencias Marinas y Costeras Rocío Marcín, Directora de la Asociación de Investigación y Conservación de Mamíferos Marinos y su Hábitat (AICMMARH).

La autorización en materia de impacto ambiental que en su momento otorgó la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) a Paraíso del Mar fue declarada nula por el Tribunal Federal de Justicia Fiscal y Administrativo en 2009, al no considerar que el proyecto es de alto impacto, por su violación a las normas de protección a manglares y por no contemplar que El Mogote (barra de arena enfrente de la ciudad de la Paz) es parte de una zona de protección ambiental [i]. El Poder Judicial Federal le ha negado a Paraíso del Mar dos amparos para poder continuar con su proyecto [ii].

No obstante y a pesar de múltiples denuncias, la Profepa incumple su mandato legal y sus propios lineamientos, negándose a clausular las obras y actividades de Paraíso del Mar [iii]. De acuerdo a los lineamientos de la Profepa del 01 de junio de 2009, donde se indica que si una empresa, que requiera autorización ambiental, realiza cualquier tipo de obra si permiso, se procederá a la clausura [iv].

“En estas circunstancias no existe un dilema legal para tomar acción, sino la falta de voluntad de la Profepa para ejercitar sus facultades. La Profepa debería cumplir con la nulidad dictada por el Tribunal Federal de Justicia Fiscal y Administrativo a la autorización de Paraíso del Mar y mantener el estado de derecho, lo cual no ha sucedido”, indicó el Lic. Mario Sánchez, abogado ambiental del Cemda.

El complejo turístico Paraíso del Mar incluye la construcción de 3,922 unidades residenciales, un desarrollo hotelero con 2,050 cuartos, dos campos de golf de 18 hoyos cada uno, y una marina exterior con 500 posiciones de atraque, en un área de alta fragilidad ambiental, decretada como sitio Ramsar como humedal de importancia internacional. La adquisición de los terrenos por parte de Paraíso del Mar fue aprobada por el Congreso local durante la administración del entonces gobernador Leonel Cota y se realizó a un costo de 12.85 pesos el metro cuadrado.

“Este es otro ejemplo de la forma en que Semarnat otorga las autorizaciones de impacto ambiental. Es claro que fue un error de Leonel Cota Montaño vender esos terrenos, y por parte de la Semarnat, autorizar el proyecto. No hay discusión ante las conclusiones del poder judicial y en el riesgo que el desarrollo representa para el hábitat de especies protegidas como el tiburón ballena y el delfín tursión en la Bahía de La Paz”, dijo Alejandro Olivera, coordinador de la campaña de océanos y costas de Greenpeace.

Las organizaciones finalizaron haciendo un llamado a Hernando Guerrero Cázares, nuevo titular de Profepa para que clausure inmediatamente este proyecto y a la Semarnat que revise los procedimientos para otorgar autorizaciones en materia de impacto ambiental.

_________________________________________________

Por un mundo justo y en armonía con la naturaleza

El Centro Mexicano de Derecho Ambiental, A.C. (CEMDA) es una organización civil apartidista que promueve el derecho a un medio ambiente sano y la protección ambiental, cuyo trabajo- sumado al de muchos otros actores- contribuye a la aplicación efectiva de la legislación, la mejora de políticas públicas, el fortalecimiento de la legalidad y el estado de derecho. Todo esto con el propósito de lograr mejores condiciones de bienestar social en armonía con la naturaleza.

 

Para mayor información contactar:

Centro Mexicano de Derecho Ambiental <

Margarita Campuzano

Tel. (55)52863323

mcampuzano@cemda.org.mx

Ricardo Ruiz Esparza

Tel. (55)52863323

ricardo_ruiz@cemda.org.mx

Agustín Bravo

Tel. (612)1655091

abravo@cemda.org.mx

Raúl Estrada

(55) 56 87 95 95 ext.120 y 044 55 4084 5326

raul.estrada@greenpeace.org

Categorías

  • Acueducto Independencia
  • Aeropuerto
  • Agua
  • Arrecife Veracruzano
  • Biodiversidad
  • Bosques
  • Cabo Pulmo
  • Calidad del aire
  • Cambio climático
  • Caribe mexicano
  • CEMDA
  • CEMDA Golfo
  • CEMDA Noroeste
  • CEMDA Sureste
  • CEMDA Valle de Bravo
  • Colaboraciones
  • Convocatorias
  • COP
  • Defensa
  • Derechos humanos
  • Don Diego
  • Dragon Mart
  • Energía
  • Eólicos
  • General
  • Holbox
  • Humedales
  • Infraestructura sustentable
  • Las Cruces
  • Patrimonio biocultural
  • Política Pública
  • Residuos
  • Tortuga
  • Vaquita marina
  • Wirikuta

  • ACERCA DEL CEMDA

    Objetivos
    Historia
    Consejo directivo
    Directorio
    Oficinas regionales
    Alianzas
    Contacto
    Aviso de privacidad

    ÁREAS

    Defensa
    Investigación
    Políticas públicas
    Comunicación
    Capacitación
    Administración

    ACCIONES PRINCIPALES

    Calidad del aire
    Infraestructura sustentable
    Cabo Pulmo
    Derechos humanos
    Valle de Bravo
    Cambio climático
    Caribe mexicano
    Energía

    INFORMACIÓN

    Legislación y sentencias
    Precedentes de derecho ambiental
    Centro de documentación
    Publicaciones y estudios del CEMDA
    Enlaces

    ONG REGISTRADA ANTE

    NOTICIAS

    Noticias
    Convocatorias

    TRANSPARENCIA

    Donantes
    CENTRO MEXICANO DE DERECHO AMBIENTAL
    Atlixco 138, col. Condesa Deleg. Cuauhtémoc México, D.F.
    Tel. 52 (55) 52 86 33 23 • Fax. 52 11 25 93• contacto@cemda.org.mx

    Aviso de privacidad